El valor estimable del ENEGRAMA

.

.

3 min. de lectura

El valor estimable del ENEAGRAMA

“A todo hombre le es concedido conocerse a sí mismo y meditar sabiamente….”

Heráclito de Efeso (540 – 470 a.C.)

Filósofo griego

El Eneagrama es posiblemente el medio más veraz de conocer la esencia humana en su plenitud. No es un constructo de algún psicólogo en particular, es la transmisión de un conocimiento muy antiguo que permite mirar el mundo desde nueve posiciones diferentes. Es una valiosa herramienta de autoconocimiento y exploración que no contiene indicaciones diagnósticas.

Aportaciones del Eneagrama para el desarrollo personal

El Eneagrama trasciende la propia personalidad:

Para los antiguos griegos “personae” era la voz que surgía a través de las máscaras de las representaciones teatrales. No se trataba de un personaje en sí mismo, sino del impacto que este personaje causaba al público a través de la voz humana deformada por la máscara. Eso es “personalidad”, la expresión no de lo que somos en realidad sino de lo que transmitimos a los demás, de cómo nos presentamos ante el mundo. El Eneagrama contacta con la esencia de quienes somos y expone cómo nos “deformamos” a través de la máscara que nos imponemos. Dentro de cada uno de nosotros existe una chispa individual que nos hace únicos, aunque hemos olvidado esta verdad fundamental porque estamos dormidos a nuestra verdadera naturaleza.

Descubrimiento de uno mismo:

“El verdadero yo es el espíritu, no esa figura física a la que podemos apuntar con el dedo”

Cicerón

El Eneagrama se ocupa del único elemento que es común en todos los caminos del saber humano: “el conocimiento de uno mismo”. Sólo conociéndonos a nosotros mismos podemos contar con los recursos indispensables para llevar a cabo una vida plena y exitosa. Reconocer y utilizar el propio potencial aporta la gran diferencia entre quienes se quedan a mitad de camino y los que gozan de salud, bienestar y satisfacción.

Los Eneatipos:

“Coge el entendimiento de Oriente y el conocimiento de Occidente y después busca”

Ivanovich Gurdjieff

El Eneagrama muestra nueve (enea) maneras (grama) diferentes o eneatipos de ser y estar en el Mundo. Cada uno es un camino distinto de ir por la vida en donde aparecen obstáculos determinados. Cada eneatipo cuenta con sus respectivos dotes, limitacions, puntos ciegos, modos característicos de pensar, de comportarse y de ser, cada uno responde a la información que se le acomoda haciendo caso omiso a las informaciones de otro eneatipo, las cuales le son ajenas. El Eneagrama no nos encierra dentro de una caja, por el contrario nos enseña la caja donde estamos encerrados.

Descubrimiento de los demás:

“Vernos a nosotros mismos tal como nos ven los demás es un don saludable. Es igualmente importante la capacidad de ver a los demás tal como ellos se ven a sí mismos”

Aldous Huxley

Para generar empatía y entendernos con los demás, primero necesitamos identificar como ellos se ven a sí mismos. Solo comprendiendo como los otros interpretan su propia realidad podremos influir en ellos y lograr relaciones satisfactorias.

Puesta en acción del observador ontológico:

“Ver lo que no veo de una manera crítica para poder actuar de forma que hoy no puedo hacerlo y encarar los problemas de manera distinta en el futuro”.

Rafael Echeverría

Hoy día lo sabemos que solo al tomar conciencia de lo que vivimos y cómo lo vivimos, es posible una transformación individual hacia estados superiores del ser. La presencia del “Observador” se entiende como un grupo de experiencias de aprendizaje de carácter transformacional a partir de las cuales comenzamos a interpretar la vida de forma distinta, por lo que respondemos al entorno también de manera diferente. La experiencia del “Observador” potencia el desarrollo personal para lograr un máximo desempeño, así como expandir nuestras posibilidades y capacidad de respuesta. La práctica de la auto-observación permite estar consciente de lo que en realidad sucede.

Elementos fundamentales para la transformación:

Estos elementos incluyen:

  • Presencia: tanto mental como consciente, estar en el “aquí y ahora”.
  • Auto-observación: adquirir conocimiento de uno mismo.
  • Comprensión de lo que se experimenta: interpretar de manera  correcta y   proporcional de una situación, de carácter universal.
    • El Ser aporta presencia.
    • Nosotros aportamos la práctica de la auto-observación y la interpretación de los hechos.
    • El Eneagrama aporta la comprensión de lo que se experimenta.

El actual Eneagrama no proviene de una única fuente; es un híbrido que combina conocimientos de varias tradiciones de sabiduría antigua combinado con las aportaciones de la psicología moderna. Si deseas conocer más sobre el tema contáctanos a contacto@megaron.com.mx


599

Visualizaciones.

Entradas Recientes

Add Comment